, ,

Vientos de conquista

Vientos de conquista, de Alan Pitronello

Hoy os traigo la segunda novela de Alan Pitronello: «Vientos de Conquista». Una historia en el nuevo mundo que me ha gustado mucho.

1538, Sevilla. Allí vive la familia de los Cardeña, una familia que se dedica al comercio y que es de las más ricas de la ciudad hispalense. Con negocios en Italia no dudan en hacer crecer su fortuna cuando Pedro de Alvarado, adelantado y gobernador de Guatemala, vuelve a España para encontrar apoyos y conseguir dineros para su próxima expedición. Los Cardeña se juegan todo lo que tienen en esta expedición y mandan a su sobrino Fernando Cardeña, un joven casi imberbe, para que recupere los capitales invertidos en dicha expedición y esto lo hará como armador. 

Es así como comienza una historia que nos llevará desde Sevilla hasta el Mar del Sur pasando por Cuba, Guatemala o México.

«Vientos de Conquista» está dividida en veintidós capítulos que a su vez están subdivididos en ocho o nueve capítulos. La novela lleva un orden cronológico lineal. No hay vueltas atrás en el tiempo que te hagan perderte en la trama principal.

Vientos de conquista, de Alan Pitronello

Una expedición llena de aventuras

Fernando de Cardeña se siente en la obligación moral de devolverles a sus tíos todo el dinero que habían invertido y resulta que el adelantado Alvarado no es ni tan fiable ni tan buena persona como parecía. Como señala un personaje de la novela, lo que no conseguía lo pasaba por sangre y fuego.

Fernando. tiene que seguirle para no perder lo invertido, hecho que sumiría a su familia en la ruina. Es así como un viaje que iba a durar un año se va a alargar mucho más en el tiempo, teniendo Fernando la oportunidad de enamorarse, vivir aventuras varias, luchar contra jaguares, buscar una deidad maya o navegar por los rápidos siempre junto al capitán Estrada y el africano Amir.

En «Vientos de Conquista» nos vamos a encontrar con una novela compleja que narra varios sucesos reales que Alan ha sabido ensamblar con una perfección maravillosa.

Seremos testigos de la vida en los territorios «conquistados». Cuarenta años después de que llegaran los primeros españoles, aún siguen buscando ciudades de oro y para ello no se dudaba en hacer uso de los naturales como mano de obra esclava y en hacerles la guerra siempre que les venía en gana. Muchas localidades ya están totalmente españolizadas y abundan los mestizos en ellas pero en otras, sin embargo, sigue siendo difícil entrar y por este motivo vamos a ser testigos de crueles asesinatos y horribles torturas.

No debemos olvidar que no todo eran «salvajes» españoles, también hubo hombres buenos, así como hombres que querían evangelizar a los nativos y que no dudaron en aprender su lengua para poder comunicarse con ellos y hombres que no dudaban en lanzar proclamas contra el trato que se daba a los naturales.

En «Vientos de Conquista» vamos a conocer a varios personajes reales como Pedro Alvarado, un gran soldado pero una persona despreciable, o Bartolomé de las Casas, fraile dominico que se convirtió en primer obispo de Chiapas y que fue un gran protector de los indios.

La ambientación de la novela es magnífica. Observamos la sociedad y su distribución de clases y, cómo no, el lugar que ocupaba la mujer de una forma abrumadora. El escenario es maravilloso. Desde el Puerto de Sevilla hasta las escenas en la selva. Alan Pitronello describe el entorno haciendo que lo veas con tus propios ojos. Los paseos por las calles de Sevilla son mágicos y la catástrofe natural que acontece te hace temblar de terror. La situación política y social se hace palpable en cada página de la novela. Expediciones que se hacían sin el dinero necesario y lanzándose a lo desconocido hasta la necesidad de leyes que prohibieran la esclavitud o que obligaran a pagar las deudas. La ambientación y el espacio de la época son, simplemente, de una pluma de oro.

La ambientación de la novela es magnífica. Observamos la sociedad y su distribución de clases y, cómo no, el lugar que ocupaba la mujer de una forma abrumadora. El escenario es maravilloso.

En resumen…

Alan ha escrito una novela basada en la conquista española de América. No se ha andado con delicadezas. La ha plasmado en el papel tan dura, cruel y despiadada como debió ser. No olvidemos que ahora no podemos valorarla con ojos del siglo XXI. Los soldados eran personas que luchaban por dinero y que tanto les daba matar a traición y por la espalda como de frente. Eran sanguinarios pues su fin era el botín y cuanto menos tardaran en conseguirlo mejor.

En conclusión, «Vientos de Conquista» es una novela muy recomendable para todo lector que disfrute con narraciones de aventuras e históricas. A mí me ha gustado muchísimo y me lo he pasado con ella como una enana. Es una historia muy interesante que me ha mantenido atrapada desde el primer momento en que conocí a un muy joven Fernando y hasta que se hace un hombre a golpe de ropera y de inteligencia.

Una gran historia.

Para conocer mejor la novela ediciones Pàmies nos proporciona el comienzo en este enlace de su web.

 

Alan Pitronello Alan Pitronello (1986, Viña del Mar, Chile) procede de familia italiana, y ha vivido en Argentina, Bélgica, Italia, Suiza y España. Cursó sus estudios de Historia y Geografía en la universidad de Valencia, donde se especializó en Historia Moderna, con especial interés por el siglo XVI. Apasionado del género histórico, sus influencias han sido Joseph Conrad, Italo Calvino o Patrick O’Brian, entre otros. La segunda expedición es su primer proyecto de novela histórica.

 

FICHA TÉCNICA
Portada Título Vientos de conquista
Autor Alan Pitronello
Editorial Pàmies
Páginas 528
Año de edición 06/2022
Precio 21,95€ Rústica / 5,99€ eBook
ISBN 9788419301017


Fuente de la imagen de Alan Pitronello: edicionespamies.com


Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Participa y deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 comentarios