, , ,

El fabricante de muñecas

El fabricante de muñecas, de R. M. Romero

La novela que os traigo hoy ha sido un auténtico descubrimiento. El fabricante de muñecas, de R. M. Romero, llegó a casa sin aviso previo, por sorpresa y, a priori, leyendo el argumento no me llamó la atención en absoluto. A pesar de todo y como no era muy grueso, decidí darle una oportunidad y os tengo que decir que me ha resultado una auténtica delicia.

El fabricante de muñecas se desarrolla en dos espacios: uno la ciudad de Cracovia en 1940, el otro el país de las muñecas y aquí es donde surgieron mis recelos. Es una extraña mezcla en la que tienen cabida la fantasía y el horror más brutal. La fantasía en una historia que, aparentemente, no tiene cabida este género, hizo que mi curiosidad por saber cómo la autora podía haber hilado esta novela venciera mis temores. Seguid leyendo, por favor, os quiero convencer.

El fabricante de muñecas, de R. M. RomeroKarolina es una muñeca que vive en el País de las muñecas, allí es costurera y cose deseos en los trajes de sus clientes. Los adoquines son de caramelo, las casitas de galleta, todo es hermoso y tranquilo hasta que las ratas que llegan del otro lado del mar les invaden y Karolina tiene que huir.

Entonces, un soplo mágico de viento la llevará a la tierra donde un humano la necesita y así conocerá a Cyryl, el fabricante de muñecas. Él crea muñecas con sus manos y tiene una tienda donde sus clientes son muy exigentes, niños acompañados de sus padres pero, a pesar de todo, es un hombre triste. Tiene una pierna de madera desde que la perdió luchando en la 1ª Guerra Mundial, donde perdió también la alegría de vivir y quizás por eso necesite a Karolina, una muñequita preciosa con una cicatriz en la cara y que habla como si fuera una niña.

La relación entre ambos crece y su dependencia también. Cyryl tiene que llevar una casa de muñecas que le ha encargado Josef para su pequeña hija Rona. Son judíos pero no hay problema alguno en ello, Josef toca el violín en la orquesta sinfónica de Cracovia, son una familia pudiente. Karolina no puede evitar hablar en presencia del músico y su hija y, tras la sorpresa inicial, los cuatro se hacen grandes amigos. Mientras, las noticias que llegan sobre el avance del ejército alemán empiezan a aterrorizar a los habitantes de Cracovia en particular y de Polonia en general. En ese momento entrará en sus vidas Brandt, un miembro de las SS… poco más puedo contar del argumento sin caer en spoilers.

El fabricante de muñecas es una lucha entre el bien y el mal, entre dos magos o, mejor dicho, un mago y un brujo. Es un recordatorio para todos aquellos que se empeñan en olvidar el pasado: las guerras son todas iguales, muere gente y rompe familias, vidas y corazones y, aunque siempre haya un ganador y un perdedor, en realidad todos resultan perdedores.

 

La autora ha sabido ensamblar un cuento en una historia que bien pudiera ser real y el resultado es, realmente, sorprendente.

 

La prosa es maravillosa, calmada y sin embargo directa. Te atrapa y acabas leyéndote este libro en un suspiro. Los personajes de esta novela son muy reales, aunque entre ellos haya muñecos, y se hacen tan cercanos al lector que este siente con ellos. Ríen y sufren como cualquier otro, los haces tuyos. El miedo y el terror se respira en cada página. Es por ello que no entiendo porque esta novela se supone que es para preadolescentes y así ha sido catalogada en los EEUU. Volvemos a encontrarnos con un caso como el de El niño del pijama de rayas y yo vuelvo a dar mi opinión: a pesar de que esta novela tenga una parte de cuento el resto es dramáticamente real y no veo adecuado que un niño lea sobre esta barbarie humana, ni llegue a entender el alcance de lo que ocurrió.

Es esta una novela con la que sufres, con la que vuelves a vivir el horror del nazismo aunque en esta ocasión lo haces siguiendo un camino diferente pero, a pesar de ello, el resultado es el mismo. La autora ha sabido ensamblar un cuento en una historia que bien pudiera ser real y el resultado es, realmente, sorprendente. He caído rendida ante esta novela, realmente me ha enamorado.

El fabricante de muñecas es una especie de sortilegio, un conjuro para apartar lo negro de esas oscuras mentes, para seducir al lector y esto último ¡vaya que si lo consigue!

 

R. M. Romero R. M. Romero es licenciada en Historia y en Escritura Creativa por la Universidad Sothern Maine. Bajo el pseudónimo “Marian Rosarum” su trabajo ha aparecido en revistas como Daily Science Fiction, Ideomancer, Abyss y Apex.

FICHA TÉCNICA
Portada Título El fabricante de muñecas
Autor R. M. Romero
Editorial Roca Editorial
Páginas 256
Año de edición 02/2018
Precio 16,90€ Cartoné / 7,99€ eBook
ISBN 978-84-16700-64-6


Fuente de la imagen de R. M. Romero: rocalibros.com

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

7 comentarios
  1. Carmina
    Carmina Dice:

    Si no hubieramos hablado sobre ella no me hubiera acercado ni de broma, las palabras mágicas para no hacerlo brujo, mago, fantasía, no es lo mio, y las mágicas para hacerlo nazismo, judios, otra forma de abordarlo. En fin el libro ya está en camino y en cuento Soy Yincaneras me de un respiro, lo leeré

    Responder

Trackbacks y pingbacks