Archivo de la etiqueta: S.XX

La embajadora

La embajadora es una novela que nos traslada al lujo de las embajadas y al exotismo de la India, a los oscuros y tediosos despachos ministeriales de Madrid y a la magnifica vida de los ricos en aquel país lejano y que nos envuelve en una trama de poder y traición de una forma admirable.

Comienza cuando Malah Singh está a punto de presentar sus credenciales como embajadora de la India en España ante el rey Juan Carlos. Malah es hija del maharajá de Kawalpur, una pequeña región india y, su llegada a España le trae recuerdos de un español de su pasado. Recuerdos que a lo mejor no se han ido nunca pero que ahora regresan con más fuerza que nunca. Los mismos recuerdos los tiene Diego, un funcionario ministerial que cuando fue más joven fue un aventurero que recorrió varios países y que vivió momentos históricos en la India como el asesinato de Indira Gandhi, por ejemplo.

Conoceremos como son las vidas de uno y otro hasta que se reencuentran en Madrid y desentrañaremos una historia de pasión y asesinato a medida que vayamos avanzando en las páginas. Seguir leyendo La embajadora

Pincelito

Pincelito está basada en una historia real. El protagonista es un demonio salido del infierno, uno más de los muchos que hubo en la Guerra Civil Española en ambos bandos. Pincelito, un aperador, “arregla aperos de labranza, sillas, agramaderas, cualquier cosa que quite el hambre”, que apenas mide 1’62  y que es comunista, fue el terror de la zona de Orihuela durante sólo cinco meses, que se hicieron muy largos para sus vecinos. No hubo un día que no cogiese personas para darles el paseo o a presos para la saca. Tenía entre ceja y ceja a los curas y a todos aquellos que tuvieran que ver con la iglesia. Un asesino que tenía atemorizado a su propio pueblo a pesar de haber dicho que no iba a ejecutar a ninguno de allí. Pero con la locura y el hambre de sangre nunca se sabe hasta dónde va a llegar.

Entre su primer asesinato, el alcalde de Orihuela, y el último, se le atribuyeron 61 crímenes en el juicio que le condenaría a muerte (esto no es un spoiler), aunque que él clamó haber cometido más de 100 sólo con su pistola. Nunca estuvo en el frente, fue un asesino de esos que llamaban a las puertas de sus víctimas para sacarles a culatazos y conducirles a la muerte. Lo mismo le dio hombres que mujeres, jóvenes que ancianos. Era un asesino que destilaba odio por todos los poros de su piel. Pincelito es el retrato de un ser totalmente despreciable que, crecido en el poder que le daba la justificación de una guerra, arrasó vidas sin cargo de conciencia alguno. Seguir leyendo Pincelito

Ángeles de granito

Con Ángeles de granito no os traigo una novela como las que suele escribir Esteban Navarro y a las que estoy acostumbrada. Si en las anteriores nos encontramos con el cuerpo de la policía resolviendo peligrosos casos, en esta no sé ni por dónde empezar a contar.

Comencemos situándonos en el tiempo. España 1975. En ese año murió el dictador que había estado manteniendo al país bajo el terror, el miedo y la más absoluta ignorancia. En este tiempo, una España que basa su economía en la agricultura y la ganadería, la educación era un bien escaso, las tasas de analfabetismo seguían siendo muy altas y la religión era la tabla de salvamento de muchos españoles. Las apariciones marianas estaban a la orden del día en este país: Garabandal (1961) y veinte años después El Escorial (1981) Y la fe era lo único que levantaba a muchas personas por las mañanas. Seguir leyendo Ángeles de granito

Lo que aprendí de mi pingüino

La novela de la que os voy a hablar hoy es una historia real y su narrador será, ni más ni menos, que el propio protagonista. Me estoy refiriendo a Lo que aprendí de mi pingüino, de Tom Michell.

Tom tiene veintitrés años cuando comienza la narración. Es un joven inglés de espíritu libre que viaja por Sudamérica para llegar a su destino final, Argentina, donde trabajará como profesor de inglés en un colegio mayor y, mientras tanto, conocerse a sí mismo. Antes de llegar al país que le acogerá hace una parada en Uruguay. Allí conocerá a un pingüino al que pondrá por nombre Juan Salvador cuando lo rescata de una muerte segura al encontrarlo junto a otros muchos pingüinos que habían muerto o estaban agonizantes como consecuencia de un vertido de petróleo. Tom se lleva al pingüino al piso que le habían prestado durante su estancia en Uruguay y allí, en el baño, pretende limpiarle y dejarle sin resto alguno de vertido. Cuando termina descubre que el ave no quiere separarse de él y que él está empezando a sopesar la idea de llevárselo a Argentina. Seguir leyendo Lo que aprendí de mi pingüino

El latido del tiempo

Antes de comenzar a leer El latido del tiempo, ya sabía que me gustaría. Esa portada tan cuidada y ese título que tanto dice eran signos inequívocos de mis pensamientos. Me alegro de no haberme equivocado y es que, con El latido del tiempo, he disfrutado mucho y he leído sus páginas con gran interés.

Lina, una niña que estaba interna en un convento, era muy joven cuando perdió a su madre, una prostituta que siempre se negó a dar a su hija en adopción. A su muerte dejó a su criatura al cargo de su única hermana que ni siquiera conocía la existencia de la pequeña y, así, comienza el viaje de la vida de tres generaciones de mujeres de una misma familia. Seguir leyendo El latido del tiempo

Pensión Sotavento

Hace tiempo que Eva Martins, la autora, me hizo llegar Pensión Sotavento por email. Como ya sabéis son muchas las novelas pendientes que tengo y ya no respeto ni turnos ni exigencias ajenas. Leo a mi ritmo y de acuerdo con el tiempo que tengo disponible lo que me apetece. Por ello, aún llevando esperando este libro un tiempo considerable en mi tablet, al final le ha tocado el turno y, la verdad, es que apenas he tardado un par de días en su lectura.

Pensión Sotavento tiene como escenario una comunidad de vecinos en los años 80. Nos encontramos ante algo así como una Rue del Percebe o la serie de televisión Lo que se avecina. Momentos desternillantes en esta cortita novela. Seguir leyendo Pensión Sotavento