Sputnik, mi amor (?????????)

sputnik-mi-amorSputnik, mi amor es la primera novela de Murakami que llega hasta mis manos, y la verdad, sinceramente, no sé si será la última.

Me ha resultado una novela extraña de principio a fin, hasta tal punto que aunque me ha absorbido su lectura (apenas tardé dos días), a su finalización me queda un regusto agridulce, no sé si me ha gustado pero el caso es que no puedo decir lo contrario. Es extraña, simplemente.

Sumire es una joven, bohemia podríamos decir, cuya meta en la vida es escribir una novela, vive sola en un pisito de mala muerte escribiendo un texto tras otro que sólo lee su compañero de universidad (que por cierto es el narrador). Este joven es maestro de primaria y anda locamente enamorado de Sumire la cual sólo le regala llamadas a horas intempestivas para contarle sus preocupaciones o para plantearle preguntas existenciales. Sumire es un personaje muy complejo, en un primer momento de la novela no siente atracción sexual por nadie, ni hombre ni mujer, vive en su mundo, bastante aislada de culaquier contacto humano.

Esta monótona vida se ve alterada cuando Sumire conoce en la boda de su prima a Myû, una madura y bellísima mujer de la que Sumire se enamora. El volcan que siente en su pecho entra en tal erupción que abandona su sueño de la literatura para entrar a trabajar con Miû. El pobre amigo y compañero no sólo aguanta sino que además la anima a ello. El nuevo trabajo la lleva a recorrer Europa junto a su jefa, soñando Sumire en poder estar más cerca de ella de esta manera y tal vez, llegado el momento tramsmitirle su amor.

Hasta aquí puedo y quiero contar. La novela es casi en su totalidad, plana, no pasa nada, no tiene ningún tipo de interés que vaya más allá de lo que puede ser una vida normal. Hacia el final parece que se incluye la acción pero está se ve enrevesada con historias fantásticas y sin sentido. Eso sí, las metáforas, algunas frases, las comparaciones que aparecen a lo largo de todo el libro son bellísimas:

Es que cuando te disparan, sangras

No cabe duda, cuando te hacen daño, siempre duele. Por mucho que intenten amortiguar ese dolor, nunca dejará de existir.

A partir de aquí cada cual puede hacer su elección, yo repito: no sé si me ha gustado o no.


Si deseas recibir cómodamente más artículos como este puedes suscribirte por correo electrónico pinchando aquí

o también puedes seguirme a través de Bloglovin':
Sígueme en Bloglovin


16 pensamientos en “Sputnik, mi amor (?????????)”

  1. buenas tardes, he de decir que soy una fanática de la literatura medieval,pero los libros de Murakami es de los mejores dentro de la literatura japonesa. No te rindas y intenta leer otro, tienes que coger la forma de escribir de loa japoneses y luego ya no podrás parar !!

  2. No leí este título de Murakami, pero sí otros que me parecieron, en efecto, desconcertantes, atrayentes, casi opiáceos. Sus libros no suelen dejar a nadie indiferente, pero el “sabor” que sacamos de ellos creo que depende mucho también del momento en que nos encontremos.

    Tendré que ponerme con él, cuando termine Kafka en la orilla, el próximo que quiero leer suyo para el club de lectura.

    Saludos.

    1. Mariano, pues es que a mí me pasó lo mismo que a tí con el libro que he leído pero lees otras críticas por ahí que son buenas y entonces empiezas a dudar. De cualquier manera estoy de acuerdo contigo: hay tanto que leer…

  3. Ah! por poner un ejemplo “Kitchen”, de Banana Yoshimoto, lo he leido hace unos meses, no tiene nada que ver con Murakami porque es un estilo mucho más directo y realista, así que quizás os guste más! además es muy cortito, ligero y para leer de una sentada

  4. Yo estoy acabando ahora mismo de Murakami “Kafka en la orilla”, y me tiene fascinada! Me lo recomendaron en la libreria a la que voy habitualmente y es increible, no he leido nada igual! Ah, y si que hay libros y bien bonitos de autores japoneses! Con respecto a este, si que lo recomendaría como primera lectura de este autor.

    1. Velia, a mi me dijeron en la libreria que Murakami era un autor que a quien le gustaba le gustaba mucho pero a quien no le gustaba no volvía a repetir. Yo la verdad es que no estoy en ninguno de los dos grupos: ni me ha gustado mucho, ni me ha decepcionado tanto. Supongo que algún día le daré una segunda oportunidad pero quiero hacerlo con calma. Eso si, si el segundo que lea de él tampoco me llena ya si que no repetiré. Mcuhas gracias por recomendar otro libro de un autor totalmente desconocido para mí. Lo tendré en cuenta.
      Un saludo.

  5. pues mira que yo he comprado el de kafka en la orilla pero no lo he comenzado, para el club de lectura. Aún me estoy peleando con el Tristram…

    oh oh…a ver que tal se pone

    un abrazo grande grande,
    Ale.

    1. Ale, pues me cuentas porque yo la verdad es que me he quedado bastante desanimada con leer otro libro de este autor, aunque supongo que debería darle una segunda oportunidad, pero no sé. A mi es que los libros me gustan más “concretos” jejeje.
      Un beso

  6. Tengo planteado el reto de leer algo de este autor de aquí a Octubre y lo haré pero ya voy con la idea clara de que no me va a gustar, quien sabe lo mismo me sorprendo. Lo que sí haré será optar por otro, estoy entre Tokio Blues y After Dark pero ya veré.

    Muchas gracias por la reseña

  7. No recuerdo haber leído ningún libro de ningún autor japonés: No me llaman la atención. Quiza sea porque el cine japonés me parece bastante malo (que nadie se me enfade, por favor, es una opinión muy personal) y este sentimiento lo traslado a la literatura.

    Desde luego tu reseña no hace que cambie mi idea sobre la literatura japonesa.

    Besos.

  8. Me desconciertan ese tipo de libros que te dejan indeciso. En general, les he dado otra oprtunidad y sin llegar a cautivarme les he encontrado algo, pero siempre hubo excepciones a esa regla. De momento no leeré este libro, no quiero desconcertarme.

  9. Bueno, ya sabes de otros comentarios que las historias de Murakami tienen componentes un tanto fantásticos, como es lo que le sucede a Sumire. Yo creo que la pobre se da cuenta de que el mundo en el que vive no es el suyo, no está cómoda porque ella no está hecha para vivir como los demás, y por eso consigue “desaparecer”. Está claro que el narrador es un chico “normal” de este mundo y por eso no marcha tras ella. Todo suponiendo que eso fuera posible, claro. Hay que dejarse llevar y pensar que, si uno quiere desaparecer, no tiene más que hacerlo, aunque se supone que la decisión es para siempre, así que hay que tener cuidado.
    ¿Dónde está Sumire? no lo sabemos, pero seguro que aquí no era donde debería estar porque nunca llegaría a ser feliz.

  10. La verdad es que creo que no es un buen libro para empezar a leer a Murakami, así que te diría que siguieras leyendo algo de él. A mí Crónica del pájaro que da cuerda al mundo me encantó. Un tocho. Pero es un libro muy raro y especial. Y si no, pues Tokio Blues, que diría que es su libro más normalito.

    Un abrazo!

Participa y deja un comentario