, , ,

Los milagros del vino

Los Milagros del vino tiene lugar en Corinto, ciudad griega, en el siglo I DC. Esta Grecia se encuentra en un estado decadente donde el Imperio Romano se ha hecho fuerte y ahora es el rey. Podalirio es el protagonista, un sacristán pasado ya el ecuador de su vida, que da culto a Asclepio. En un momento determinado se da cuenta de que tiene que darle sentido a su existencia. La amalgama de dioses que invade el panteón griego en esos momentos no le dan la satisfación que él necesita para ser feliz. Ya no tiene fe en los dioses y los ritos que ha utilizado durante largo tiempo ahora le resultan un auténtico engaño. Sólo confía en la medicina que ha aprendido gracias a su pertenencia a los asclépidas.

Un día, cuando ya está totalmente decepcionado con su modo de vida y ante la impotencia de poder hacer algo contra el dolor, la muerte o el sufrimiento escucha un relato que será el inicio de una nueva vida.

Esta novela me ha sorprendido por varias cosas. La primera es que he notado un giro en el enfoque que a su obra le ha dado el autor. Siendo esta también una obra histórica, como todas sus anteriores novelas, Jesús Sánchez Adalid le ha dado a esta un fuerte carácter religioso. Me quiero referir a que se nota la presencia cristiana en este libro, lo cual no viene nada mal para los que no sentimos cristianos y para todo aquel que sin practicar esta religión quiera conocer las características del cristianismo, principalmente el AMOR. Un segundo aspecto que me ha sorprendido ha sido el tono humorístico que utiliza el autor en los primeros capítulos del libro en los que Podalirio se ve acorralado por un hierofante, su superior, que es gruñón y tiránico, y por una esposa mandona y con mala leche. Yo he tenido momentos en que me he reído de verdad en varias situaciones. Después, el autor da un giro y su obra transmite una seriedad de lo más absoluta cuando Podalirio decide buscar un nuevo rumbo para su vida. también veremos los diferentes y curiosos usos que se le han dado al vino más allá de los que le damos ahora: bebida y cocina. Curioso, muy curioso.

Algo lento pero, en líneas generales, me ha gustado. Aquí podéis leer el primer capítulo.

27 comentarios
  1. Patricia
    Patricia Dice:

    Yo estoy con él ahora mismo y no termino de verle salida. Sé que finalmente pasará algo y hará que este libro sea más serio, pero de momento, salvando la parte cómica (mucho más presente que en otras novelas del autor) me queda demasiado flojita y algo repetitiva. Te iré contando.

    Responder
  2. Toni
    Toni Dice:

    Eva, dices que tienes Al Caballero de Alcántara, pero creo que ese libro es como el tercero de la trilogía de El Cautivo y La Sublime Puerta, aunque tengo que decir que a mi entender es el más flojo , me decepcionó mucho, así como los dos primeros me entusiasmaron, creo que este tercero podría ser prescindible -aunque eso nunca puede ser dicho de un libro- y antes de leer El caballero de Alcántara sería conveniente empezar con El Cautivo y seguir con la Sublime Puerta. Como siempre , gracias por tus comentarios y por esta imprescindible web.

    Responder
    • Eva (Admin)
      Eva (Admin) Dice:

      ¡Ay, Toni! No me digas eso. ¿Forma parte de una trilogía? No tenía ni idea, no si te digo yo que ultimamente no doy ni una. Seguiré tu consejo y buscaré los anteriores.

      Responder
  3. Marta
    Marta Dice:

    Gracias por la recomendación, Eva!!! Me leí el primer capítulo y me entraron ganas de seguir. Fui a por la novela a la librería mas próxima y en cuatro días me lo he leído. Me ha encantado. Sobre todo el final. Se lee muy bien y te va interesando a medida que avanzas. La parte cómica también me hizo reír… Fantástica novela! Soy lectora de n. Históricas, y me ha parecido esta, como bien dices, diferente y muy original. Solo había leído de S. Adalid El Alma de la ciudad y debo retomar la obra de este autor. De nuevo, gracias por la reseña!

    Responder
    • Eva (Admin)
      Eva (Admin) Dice:

      ¡Ah, Marta1 ¡Qué sorpresa!, bueno pues me encanta que te haya gustado tanto, te lo digo de verdad, así sé que seguirás volviendo a este tu blog para encontrar posibles lecturas. GRACIAS.

      Responder
  4. Toni
    Toni Dice:

    Si es de Sanchez Adalid, seguro que me gustará, me he leido de él El Mozárabe, El cautivo, La sublime Puerta y las tres me dejaron enganchado y pegado a las páginas del libro; despues me leí El Caballero de Alcántara y ese si me dejó algo decepcionado, pero supongo que es imposible que siempre te guste un autor. Espero que este sea como los anteriores.

    Responder
    • Eva (Admin)
      Eva (Admin) Dice:

      Toni, yo sólo he leído el mozárabe, aunque tengo en casa “El alma de la ciudad” y “El caballero de Alcántara”. Espero que Los milagros del vino te guste también. Ya nos contarás.

      Responder
  5. Luisa
    Luisa Dice:

    De Sánchez Adalid tengo en casa “El alma de la ciudad”, que me compré hace poco en formato bolsillo. Cuando lo lea igual me animo a seguir conociéndole con esta novela.
    Un abrazo.

    Responder
  6. Teo
    Teo Dice:

    Es muy buena novela. Se ve que Sanchez Adalid conoce bienla época; todo lo que sucede es creíble y muy interesanta. A mi no me ha parecido lenta, todo lo contrario. Leía y leía y me daba pena cuando se iba acabando. Incluso le habría pedido algunas páginas mas. Es un libro diferente y muy original.

    Responder
  7. Javier
    Javier Dice:

    Lo tengo pendiente (lo regalamos firmado en el iniciativa “Letras en el Sahara”) pero soy incondicional de Jesús Sánchez Adalid desde que leí “El Mozárabe”, después cayeron “Tierra sin mal”, “El alma de la ciudad”, “Cautivo”, “La sublime puerta”…

    Responder
  8. Shanny
    Shanny Dice:

    Hola Eva!!! Soy nueva seguidora de tu blog y nueva en esto de los blogs jajaja. Este libro me llama la atención, se ve diferente… Me gusta mucho tu blog, he disfrutado estando en él!!! Espero que te vengas a dar una vuelta al mío!!! Saludos!!!

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Participa y deja un comentario