El pergamino de la seducción

La locura ha sido siempre, y será, un tema muy recurrente en la literatura y en la historia del mundo. En esta ocasión nos ocuparemos de una “loca” muy conocida en España y venerada por los “locos de amor”: Juana de Castilla, conocida popularmente como Juana la Loca, hija de los Reyes Católicos Isabel y Fernando y casada a los dieciseis años con Felipe de Austria (Felipe el Hermoso). Ninguno de los dos contrayentes estaba destinado a ser rey ni reina pero…

Mi intención ahora es la de poner un poco de orden en el caos que debe haber en vuestras mentes en cuanto a reyes, reinas o emperadores porque creo, que todos debemos recordar aquellas listas interminables de reyes que nos daban en el Instituto y que al final no sabíamos quién era padre de quién o estaba casado con tal, esos reyes que no eramos capaces de centrar ni en un momento ni en un lugar de la historia.

Juana de Castilla es hija de Isabel de Castilla y Fernando de Aragón y hermana de Juan, Isabel y Catalina (quien fue la primera esposa de Enrique VIII, el Tudor). A su vez, Juana fue la madre de una numerosa prole, un total de seis hijos tuvo y todos ellos fueron reyes, reinas o emperadores. Así Juana de Castilla fue hija de reyes y madre de reyes. Sus hijos fueron:

  • Leonor , reina consorte de Portugal siendo la tercera esposa de Manuel I de Portugal y a la muerte de este contrajo matrimonio con Francisco I de Francia;
  • Carlos , rey de España (1516-1556), con el nombre de Carlos I, y Emperador del Sacro Imperio (1519-1558) con el nombre de Carlos V, el rey en cuyo imperio no se ponía el sol.
  • Isabel , reina consorte de Dinamarca y la Unión de Kalmar, esposa de Cristián II.
  • Fernando (1503 – 1564), Emperador del Sacro Imperio, con el nombre de Fernando I, al suceder a su hermano Carlos en el puesto, juntos crearon la línea austriaca y española de los Habsburgo;
  • María , reina consorte de Hungría y Bohemia, esposa de Luis II y a la muerte de este fue Gobernadora de los Países Bajos;
  • Catalina , fue reina consorte de Portugal, casada con Juan III, fue abuela del rey Sebastián I de Portugal.

Tras esta pequeña clase de historia me centraré en lo que me debería haber centrado desde un primer momento: la novela.  Juana de Castilla estaba tan enamorada de su Felipe que no quiso ver las numerosas infidelidades que sufrió y cuando las empezó a ver cayó en una locura que desde mi humilde punto de vista era más bien una depresión. Después, en 1507, Felipe moriría y Juana decidió encabezar un cortejo fúnebre que llevaría al rey hasta Granada, caminando por aquellos caminos de tierra de toda España.Precisamente fue camino de Granada que Juana parió a su última hija: Catalina. Si lo que tenía Juana era locura o era depresión, o si simplemente se trataba de cuestiones políticas o sexistas, nunca lo sabremos. Pero esto es lo que se tratará de averiguar en el libro. Triste es saber que su hijo Carlos nunca quiso a su madre y que su padre Fernando, “el católico” se casó en segundas nupcias con una mujer más joven que su propia hija para que le diera un heredero y así quitar a Juana cualquier opción al trono.

Todo esto nos lo explica Gioconda Belli en esta novela. Unos datos y una historia que me han cautivado pero eso sí, el libro en sí mismo no me ha vuelto “loca”. Y ¿por qué? os preguntaréis, pues simplemente porque la novela está escrita en dos tiempos, el de la oscura Edad Media uno y el de la España de los años 60 otro. En este último tiempo, una jovencita nicaragüense está interna en un colegio tras quedarse huerfana. Conoce, casi por casualidad, a un hombre cercano a los cuarenta que es historiador y que simplemente está obsesionado con la figura histórica de Juana de Castilla. Así empieza a contarle la historia de ésta haciendo que la joven se vista todos los días como la reina para que sienta como ella y viva lo que ella vivió, manteniendo de paso relaciones sexuales. Esto me ha parecido simplemente estúpido o simplemente demasiado fantasioso. Esta otra historia no me ha gustado nada, me ha resultado ridícula. Quizás la gran historia de Juana de Castilla eclipse esta segunda visión pero es cierto que en demasiada ocasiones interrumpía mi lectura el hecho de volver, casi, al momento actual.

Creo que si queremos saber más sobre la figura histórica de haber muchos y mejores libros por lo tanto considero que esta novela es prescindible. Para gustos los colores.

Os dejo con un video de la primera película, que con sello nacional, se hizo en España sobre Juana la Loca, y no me refiero a la versión de 2001, si no a la de 1948 que se llamaba “Locura de amor”.


Si deseas recibir cómodamente más artículos como este puedes suscribirte por correo electrónico pinchando aquí

o también puedes seguirme a través de Bloglovin':
Sígueme en Bloglovin


15 pensamientos en “El pergamino de la seducción”

  1. Muy buena novela, el hecho de que esté escrita en dos tiempos no le quita lo interesante. Es perturbador saber lo que una mujer puede sufrir en manos de sus cercanos masculinos (Padre, esposo, hijos), aunque la autora aclara que es una novela de ficción basada en hechos históricos, la verdad, es que hay muchas Juanas en nuestro mundo.

  2. Eva:
    ¡que alegría me da que lo hayas leído! aunque nuestra opinión difiera 😉 lo importante es que lo leíste y ¡que has aprendido un poco de historia! jajaja, y ahora nos la cuentas en la reseña ¿ver como no todo ha sido malo?
    un beso grandísimo,
    Ale.

  3. Hay muchas novelas sobre Juana la Loca y si esta no es muy allá…pues nada, a por otra. Creo que a mí la historia paralela tampoco me gustaría.
    Lo último que leí sobre ella fue “Loca de Amor”, de Catherine Hermary-Vieilli, y estaba bastante bien, así es que esta la dejaré pasar.
    Un beso.

  4. Pues habrá que decidir por una misma, que para gustos los colores, pero no se que tal me ira a mi con el presente, me gusta que si una novela es historica lo sea, la buscaré en la biblio pero cuando me descongestione un poco.

  5. No había oído hablar de esta novela, pero me alegro de haber leído tu reseña porque es un libro que sin duda habría llamado mi atención.

    Me estaba gustando hasta que has dicho que está contado en dos tiempos. No creo que venga mucho a cuento, no sé…

    Buena reseña y buena la clase de historia 🙂

    Un beso!

    1. Narayani, lo que tú dices es lo que me ha pasado a mí. En dos tiempos. Pero la historia de Juana la Loca si es muy bonita. Yo hasta he usado el derecho del lector de saltarme páginas con la historia contemporánea.

  6. Muy buena la reseña. A pesar de lo que comentas, me interesa mucho este libro, pero lo buscaré en la biblioteca para ahorrarme unos euros por si luego no termina de gustarme.
    ¡Besos!

  7. Vaya, pues lo tenía apuntado en la lista porque creo que lo vi en el blog de Ale. No sé; tendré qeu leerlo y decidir por mi cuenta y riesgo si me gusta o no…
    Por cierto, muchas gracias por la clase de historia, que la necesitaba, jejeje.
    Besitos!!

    1. Isi, a Ale, le gustó mucho y de hecho me lo recomendó en el blog. El libro está bien pero vamos… Me alegro de haber sido una buena maestra para tí 🙂 Cuando lo leas nos das tus impresiones a Ale y a mí.

Participa y deja un comentario